dijous, 18 de febrer de 2010

Pràctica 2 (II): Comentari de textos de l'assaig "Elogio de la ociosidad", de B. Russell

«Me agrada el trabajo físico porque me hace sentir que estoy dando cumplimiento a la más noble de las tareas del hombre y porque me gusta pensar en lo mucho que el hombre puede transformar su planeta. Es cierto que mi cuerpo exige períodos de descanso, que tengo que pasar lo mejor posible, pero nunca soy tan feliz como cuando llega la mañana y puedo volver a la labor de la que procede mi contento» Nunca he oído decir estas cosas a los trabajadores. Consideran el trabajo como debe ser considerado, como un medio necesario para ganarse el sustento, y, sea cual fuere la felicidad que puedan disfrutar, la obtienen en sus horas de ocio (pàgs. 26 i 27).

16 comentaris:

  1. El texto hace referencia a la concepción social que se tiene del trabajo. Las personas conciben el mundo laboral como algo necesario para poder ser partícipe en la sociedad de consumo, para tener cierto poder económico, lo cual les va a condicionar desde el nacimiento a la muerte. El trabajo condicionará incluso las relaciones sociales.

    Son muy escasas las personas que conciben el trabajo como algo que les proporciona absoluta satisfacción y es por ello que se suele buscar el bienestar, el equilibrio mental o la felicidad fuera del horario laboral.
    De ahí la expresión que hemos oído infinidad de veces y habitualmente pronunciadas por nuestros padres "lo más importante es trabajar en algo que te guste". Ese gusto por el trabajo hace referencia a que son muchas las horas de trabajo a lo largo de una vida y es por ello que deben ser lo más agradables posible.

    El motivo por el cual se busca la felicidad en las horas de ocio es la concepción social del trabajo citada anteriormente. Evadirse del trabajo es una motivación para emplear las horas de ocio buscando dicha felicidad ya que per se no se puede concebir en el trabajo.

    Es por ello que la tendencia es utilizar las horas de ocio en algo en lo que las personan "descansen" del trabajo. El problema es que para muchas personas esa evasión la encuentran en actividades pasivas (Grab Hermano, fútbol, prensa rosa etc.)

    Por tanto, hay que plantear actividades más enriquecedoras para que la sociedad no se identifique con personas que realmente no son y sean capaces de crear su propio yo y así ser autónomos.

    ResponElimina
  2. En este fragmento Russell pretende de manera irónica enfatizar la importancia de la existencia del tiempo libre, así como la manera de aprovechar ese espacio de tiempo para la realización de actividades motivantes, agradables que fomenten el bienestar de la persona y en definitiva les hagan más felices.

    En esto probablemente estemos todos bastante de acuerdo, pero este fragmento me hizo pensar si realmente todas las personas tienen tan clara esta "dicotomia" entre tiempo dedicado al trabajo como necesidad y tiempo libre en el que podamos realizar actividades de ocio que vayan en beneficio del desarrollo personal, ya que a nadie se nos escapará que hay personas que carecen de tiempo libre, bien porque deben dedicar muchas horas al trabajo para que éste les permita tener una remuneración suficiente bien porque sean auténticos adictos al trabajo que carecen de tiempo libre o que al menos así lo perciben.

    En el artículo de Águila, C. (2005) aparece el concepto de "ocio de la sociedad apresurada" que relaciona esa falta de tiempo libre con una realidad social como es el ritmo de vida acelerado que algunas personas imprimen a su día a día. Setien y López destacan como mecanismos que inducen a esta situación la tecnologización de los procesos productivos, el trabajo como incentivo, la cultura del ahora y el estrés y/o el apresuramiento como status social.

    Estos mecanismos pretenden la búsqueda de la mayor productividad que suele requerir una mayor inversión de tiempo y la búsqueda del aumento de poder adquisitivo bien para mantener un nivel de vida o bien por precariedad para no perder el trabajo.
    Además hay personas que perciben la necesidad de optimizar al máximo el tiempo y sacarle el mayor partido lo que lleva en determinadas situaciones a vivir de forma apresurada, siendo este apresuramento incluso socialmente reconocido, pues incluso se atribuyen modelos de éxito a personas ocupadas incluso en su tiempo libre.

    Todo esto me lleva a pensar si actualmente se considera el trabajo como necesario para vivir o como medio de vida, si realmente se trabaja para vivir o si se vive para trabajar y si realmente el vivir para trabajar se da solamente en círculos sociales de un nivel cultural bajo que se suelen relacionar con niveles de comprensión inferiores del concepto de ocio.
    También me hacen preguntarme dentro de qué espectro del ocio se incluirían estas personas que viajan en este "acelerado tren de vida"; ¿acaso no sería esto una especie de ocio ausente?

    ResponElimina
  3. Pense que el treball per molt bo que siga, sempre serà un instrument. Ja que el treball és el sustent per a moltes famílies, i en això tan volta conteste a Jorge.
    Molta gent o millor dit la gran majoria treballa per a guanyar-se la vida, per poder viure, ja que sense diners no pots fer res hui en día. Sempre hi ha la típica família que en els diners que només porte a casa el pare ja poden viure prou bé, però encara així, la mare també treballe, serà perquè l’agrada?per viure encara millor?

    Hi ha molta gent adicta al treball, podem deduir que eixes persones manquen de temps lliure, però i d’oci? Tal volta en el treball troben allò que necessita cada persona per sentir-se bé. Per això cada persona ha de saber fins a on pot arribar, ja que d’ahí pot dependre el seu benestar i felicitat.

    Llavors una pregunta que es pot formular és: Penseu que el treball es una font de felicitat? Supose que per alguns sí i per altres no. Russell intenta en aquest fragment que obrim els ulls i veure que no només hi ha treball o almenys que el treball també potser divertit, que necessitem més temps lliure.
    Dona a entendre que hi ha poques persones que viuen pel treball i persones que treballen per a viure. Per això crec que el millor és que el nostre treball siga una font d’oci i felicitat, que ens pugam alçar tots els dies i tinguem ganes de treballar o al menys no anar desganats, ficant males cares (ja que molts de nosaltres treballarem front al públic, siga alumnes, pares, professionals...).
    Hi ha que intentar trobar en el nostre treball eixa mica d’oci que necessita per a què no siga tan dur i es puga disfrutar.

    ResponElimina
  4. Hola de nuevo compañeros!
    En relación con lo que el autor comenta en este fragmento de su obra "Elogio de la ociosidad" considero que es un privilegio poder hablar así del trabajo. Muy pocas personas disfrutan con su trabajo laboral,del negocio (negación del ocio).
    Lo común en la sociedad actual es que la gente vea su trabajo como muy estresante, y acuda a desempeñarlo sin ganas, sin motivación... por que no les gusta ni interesa. El único motivo que ven en el es el ganar dinero, lucrarse y lo consideran, únicamente, como medio de sustento necesario.
    Desde mi punto de vista ¿que mejor que disfrutar en el horario laboral de aquella labor que desempeñas y a la que dedicas la mayor para del tiempo? Esto es calidad de vida!!
    La sociedad, creo, debería preocuparse más por su bienestar y disfrute durante su jornada laboral, dedicarse a aquello que les gusta, interesa... y con lo que se sienten realizados. De este modo, no se daría tanta importancia a la disponibilidad de tiempo libre para descansar y desconectar...ya que los sujetos no estarían tan "quemados".
    Por supuesto que es muy importante el disponer de tiempo libre para el ocio y el descanso, lo considero necesario. Pero por otro lado, pienso que todo iría mucho mejor en la vida de las personas (estas serían más felices y no habría tantas bajas laborales por depresión, estrés...etc) y los sistemas socio-económicos (al trabajar la gente más agusto y motivada la productividad y eficacia del trabajo aumentaría) si los sujetos desempeñasen en su horario laboral aquello que realmente les gusta y por lo que se sienten motivados e interesados.

    Siguiendo al hilo de lo que comenta mi compañero Jorge sobre a lo que dedican muchas personas su tiempo libre, creo que deberíamos educar a la sociedad a emplear su tiempo libre en lo que realmente les repone energías, a llenarlo de ocio y descanso, ya que muchas personas lo que hacen en un tiempo de ocio y descanso es seguir conectados a su trabajo para "adelantar faena". Y yo me pregunto....adelantar faena, ¿para que?, ¿para acabar antes y tener luego más tiempo libre que llenar de trabajo? o para 15 días en agosto....????
    Os dejo un corto que representa esto muy gráficamente desde la visión de un niño y que da mucho que pensar sobre la vida tan "saturada y acelerada" que llevan los adultos.

    http://www.youtube.com/watch?v=QVtXe99Ytdc&feature=related

    Espero que os guste.

    ResponElimina
  5. Observando los comentarios de mis compañeros voy a dar mi opinión, que es la siguiente:

    Hay una cosa que es clara y es que el trabajo no es fuente de felicidad, por lo menos para la mayoría de las personas. La explicación es sencilla, es la citada a continuación, Si no fuera algo indispensable para sobrevivir, creo que muchas personas no trabajarían. La gente trabaja por ganar dinero para poder vivir.

    Debido a la sociedad en la que vivimos, marcada por un carácter capitalista, se nos obliga a depender cada vez en más medida de un nivel económico bueno para nuestro bienestar y todo esto puede llevarnos a la monotonía o rutina en el trabajo. Ésta necesidad de trabajar nos lleva en muchas ocasiones a vivir por el trabajo, lo que no nos permite dedicar nuestro tiempo con otras actividades.
    Luego también está el problema de las personas que disponen de ese tiempo libre, pero no saben gestionarlo, hay muchas veces que las personas lo utilizan en programas recreativos que llevan consigo una obligatoriedad, por lo que se paga para sentirse obligado a ir, ya que no es algo que te guste demasiado.

    Considero que es muy importante saber utilizar nuestro tiempo, el ocio tiene mucha importancia en las personas, para poder despejar la mente en otras actividades que nos llenen, cuando no se está trabajando, ya que esto puede ayudar luego para ser más eficaces en el trabajo, porque la persona que no tiene motivación por nada más que trabajar y no se despeja realizando otras actividades que le gusten tiene más probabilidades de “quemarse”., como ha dicho mi compañera Chantal.
    También hay las personas que trabajan en lo que quieren y disfrutan con ello, pero a pesar de ello considero que también deben saber utilizar su tiempo libre para no caer en la rutina y monotonía.

    ResponElimina
  6. He estado mirando algunos comentarios de compañeros que han redactado algo antes que yo, y aunque lo abordan desde diversas perspectivas, todas ellas son muy correctas y adecuadas, que cuentan con argumentos perfectamente desarrollados y relacionados con aquello que dice el autor del texto.
    Yo compartiré con todos los que lean aquello que he escrito mi particular versión, de que significa para mi el párrafo y como lo interpreto.

    En primer lugar quiero profundizar en los conceptos generales del texto, y afirmar, sin ningún tipo de dudas, que todo aquello redactado es una forma de ironizar y llevar en clave de crítica los aspectos relacionados con el trabajo y el tiempo libre.
    Su escritura puede llegar a ser confusa en cuanto a la transmisión de sus ideas, aunque estas se revelan en las últimas líneas, en las cuales afirma que se considera el trabajo como un medio de sustento, y que la felicidad reside en las horas de ocio.

    Parece que a nadie le guste el trabajo, que nadie está contento pensando en que se tiene que despertar y lo primero que hace es arreglarse, ponerse a punto y acudir bien puntual al lugar en el que pasas unas horas de tu vida sin más motivación que la económica, que esto a su vez si que es lo que da satisfacción.
    Salvo en contadas ocasiones, excepcionales o exclusivas, pienso que el trabajo, por mucho que guste al que lo desarrolla no lo llega a considerar una forma de pasárselo bien o divertirse.
    Para mi una actividad adherida a unas obligaciones, horarios, un lugar determinado o convivencia con diferentes compañeros, no puede llegar a ser nunca una actividad libre o de deseo, aunque pueda que si sea un trabajo que se adapte a tus necesidades, a tu gusto personal o que te sientas cómodo dentro de esa situación, todo ello se estandariza hasta el punto de ser una pieza más en dicha empresa, y todo lo que pueda que en un principio nos parezca distinguido, maravilloso o casi como un sueño, al final se vuelve rutinario, agobiante y poco motivador, eso sí, siempre dejando a un lado las pequeñas excepciones que se pueden dar, ya que hay gente que esta mejor trabajando porque pueda que viva sola o le ayuda en su vida diaria, no en condiciones normales, cuyas ganas del tiempo de ocio y diversión imperan.

    El otro día hoy en la radio una frase que bien se puede aplicar ha dicho contexto, en el cual el comunicador decía, el trabajo debe ser muy malo, tanto que te pagan por hacerlo, es lo único.

    Con esta pequeña reflexión irónica doy pie a que mis compañeros sigan aportando nuevos comentarios. Saludos.

    ResponElimina
  7. Hola Compañeros!!!

    Sin duda, el trabajo actualmente es necesario para sobrevivir en nuestra sociedad y más en los momentos de crisis en los que vivimos.

    La mayor parte de la población necesita de una actividad laboral para poder hacer frente a las exigencias de la sociedad, sobre todo económicas. Quizá sea uno de los motivos que hace que mucha gente tenga que trabajar en algo que no le gusta pero que le sirve para poder llevar el ritmo de la mayoría.

    Muchas veces se prefiere estar descontento en su trabajo diario para poder tener un mejor coche, un mejor piso o simplemente un más largo y bonito préstamo.....
    Con esto quiero dejar claro que existe más gente que trabaja sin sentirse realizado en lo que hace que gente que se siente bien con su profesión y que disfruta de una actividad laboral que le llena por dentro.

    Considero que la población que esta descontenta 8 horas trabajando en un sitio determinado cuando finaliza su jornada laboral es posible que arrastre su malestar físico o mental a su tiempo libre y no le permita disfrutar al máximo de él.

    El tiempo libre debe ser empleado en algo que nos haga ser felices y que nos ayude para poder desempeñar nuestras diferentes funciones en la sociedad, ya sean laborales o no.
    Es fundamental tanto para las personas que por desgracia no disfrutan con su trabajo como para las personas que se sienten realizadas en su profesión: disfrutar y evadirse de los problemas en nuestro tiempo libre es necesario y creo que debe ser buscado por todas las personas.

    Alberto Montes

    ResponElimina
  8. Buenas a todos!

    Partiendo de la base, como mencionan muchos compañeros anteriormente, de que el trabajo no gusta y que no es fuente de felicidad para nadie; en cierta medida pienso que esa felicidad si puede ser transferida a la persona siempre y cuando dicho trabajo sea vocacional, e incluso personas sin vocación pueden, con el paso de los años, disfrutar de su trabajo. Aunque es importante mencionar lo que le ocurre a la mayoría de personas, es decir, que se trabaja por el hecho de cobrar a final de mes de forma que la motivación y la importancia que el propio sujeto da a su trabajo disminuye.

    En la sesión de clase surgió el debate sobre la relación entre el ocio y la felicidad de las personas, y por lo que yo entendí si disponemos del tiempo suficiente para el ocio si puede ser una fuente de felicidad. En el momento en que una actividad es reglada mediante horarios y normas, es decir, al adquirir cierta periodicidad, pasa de ser libre a ser obligatoria y pierde la función de ocio. Como se ha mencionado en clase, en el momento en que una persona pone excusas para no realizar cualquier actividad, ya está quitando importancia a la misma y demostrando que para su vida tiene otras preferencias, lo cual es muy respetable, pero que explica que si las personas realmente tienen interés por algo sí consiguen disponer de tiempo para ello.

    El ocio es el espacio que nos permite desconectar del trabajo, por ello es importante que las personas que trabajan en malas condiciones y que no disfrutan de su trabajo encuentren en el ocio una vía de escape, sino se llegaría a un punto de infelicidad importante. Por ello, las personas que en su vida carecen de ciertas capacidades, motivaciones, etc., se identifican y realizan un tipo de ocio que suple esas carencias que tienen en sus vidas.

    Norma Vendrell Serrano

    ResponElimina
  9. Hola!!

    La verdad es que sería perfecto que todo el mundo realizase el trabajo que quiere desempeñar, que trabajase en aquello que verdaderamente les gusta y que estuvieran motivados a la hora de hacerlo. Pero, por desgracia, es imposible para la gran mayoría de la sociedad.

    En esta sociedad capitalista hay millones de puesto de trabajo poco cualificados, cansados, repetitivos, de fuerza, de carga y descarga, etc. que día tras día hacen que sea imposible ver el trabajo como lo ve el autor de la cita. Por otro lado, incluso las personas que a priori desempeñan un trabajo que les gusta y por el que han luchado para conseguirlo, acaban por no verlo como un medio de felicidad y de contento, ya que la monotonía hace que el trabajo pase a ser trabajo y en el que ya no se disfruta como al principio.

    Como ha dicho una compañera sería perfecto disfrutar en todo momento de nuestro trabajo, eso sería calidad de vida pero por desgracia no es así en la gran mayoría de las personas.

    Por eso el ocio pasa a ser el espacio o el tiempo en el que podemos desconectar del trabajo (como ha dicho mi anterior compañero).

    Lo que pasa es que no soy tan optimista como ellos y pienso que, por desgracia, a casi nadie le gusta levantarse día tras día para ir a trabajar aunque este trabajo en determinados momentos nos motive y sea el que hemos buscado siempre. Por desgracia, en el trabajo (en la mayoría) hay responsabilidades, horarios, relaciones entre compañeros/as que no siempre son como habíamos pensado. Por eso el trabajo pasa a ser trabajo y el ocio pasa a ser ocio y muy pocas veces y en pocos momentos, estos dos términos se entrelazan.

    Raúl Martínez Sánchez

    ResponElimina
  10. Aquest text podríem extrapolar-l’ho i relacionar-lo amb un grup de gent que es sent agust i feliç per la feina que realitza durant la majoria de les seues vides, perquè no oblidem que la societat treballa per poder guanyar-se un sou,ja que en la societat en la que vivim l’economia es la base ja que en funció d’ella realitzem la majoria de les tasques relacionades amb les nostres vides, per tant es necessari per a sobreviure.

    Després de pegar una ullada als comentaris dels companys i revisar els apunts recollits a la pràctica, diré que el treball (com descriu la paraula) comporta una obligarietat, encara que potser una activitat agradable per a moltes persones, però el simple fet de ser un temps que dediquem les persones obligadament extrau el concepte de felicitat del mateix context. Històricament, durant mils d’anys, la forma dominant de relació de les persones degut al treball va ser l’esclavitud. L’esclavitud es una relació de propietat; el treballador es considerat una cosa (un esclau), propietat d’una persona (l’amo), per tant espere que quede prou clar que el treball es una obligació molt diferent de tot allò que podem realitzar al nostre temps lliure.
    En canvi, realitzar el mateix treball en el temps lliure es una activitat més placentera, ja que el realitzem sense ningun tipus d’obligació i cadascú fa el que vol en eixe temps, aleshores es diferencia del treball perquè es una activitat elegida per cada persona per uns motius personals, uns beneficis personals, no econòmics.

    Per concloure aquest comentari, sols dir que en la meua opinió és molt diferent tot allò que realitzem en el temps lliure ( on les activitats o entreteniments que fem són decisió única i exclusivament de cada persona ) de tot allò que realitzem a la feina, on té un grau d’obligatorietat, però no negue que hi haja un grup de persones que siga feliç realitzant el treball que faça, però no es la mateixa felicitat, ja que al temps lliure cadascú fa el que vol i perquè vol.

    ResponElimina
  11. II) Este fragmento de Russell refleja que a la gran mayoría de las personas (excepto aquellos cuyo trabajo sea vocacional), el trabajo no les supone su fuente de felicidad, simplemente trabajan para sobrevivir en la sociedad capitalista en la que nos encontramos. Según este texto, la felicidad se encuentra durante el tiempo de ocio y, relacionándolo con nuestro campo, algunos lo ocupan de manera voluntaria en el mundo de la actividad física y del deporte por diferentes motivos personales y/o sociales o por “desconectar de su estresante trabajo” y ahí seremos nosotros quienes les orientaremos hacia sus demandas para que repongan ese energía gastada en su trabajo y su productividad en el mismo aumente. Otros prefieren otro tipo como turismo, lectura, etc..De todas maneras, se disfrute o no del trabajo de cada uno, no hay duda que nuestro tiempo de ocio, de tiempo libre hay que saber emplearlo de manera adecuada.

    ResponElimina
  12. Des de el meu punt de vista, tot allò que per a un siga treball, encara que li agrade el que fa, l’apassiona, sempre serà una obligació, més o menys fàcil de dur, però una obligació. Per aquest motiu, tot lo mon necessita d'un temps d'òci per desconnectar de totes les obligacions i alliberar-se, tant cos com ment.

    ResponElimina
  13. Este trozo de fragmento del libro de "Elogio de la Ociosidad" de B, Russell hace referencia a la concepción social del trabajo.

    Con respecto al texto muchas personas van a trabajar por ganarse el pan de cada día, por una necesidad para vivir. En cambio, otras lo hacen por plena vocación.

    Hay que saber que es necesario trabajar para vivir en la sociedad en la que hoy actualmente nos ha ocado vivir, pero ese trabajo lo puedes amar o no. Con esto me estoy refiriendo a la forma con que vas ha realizar tu trabajo y lo realizas. Puedes poner más entusiasmo o menos, más a mor o menos por lo que haces.

    Por lo tanto y para finalizar, quiero aclarar que la felicidad no solo se encuentra en el ocio, en el tiempo libre, sino que hay personas que aman su trabajo y disfrutan realizandoles y les lleva a una grata satisfacción personal y con ello a ser felices.

    ResponElimina
  14. De forma irónica, el autor relaciona los términos de 'tiempo de trabajo' y 'tiempo libre' con algo tan complicado de definir y subjetivo como es la felicidad. De hecho, en la misma práctica, Pere lanzó la siguiente pregunta:
    "¿Se puede ser feliz sólo trabajando?"
    Aquí entra el juego el contenido del fragmento de Russell.

    En la sociedad de hoy en día, como bien dicen algunos de mis compañeros, pocos son los afortunados que puede decir "yo trabajo en aquello que de verdad me gusta", por tanto nos estamos refiriendo a una población que claramente atiende a su labor con una exclusiva motivación y de carácter extrínseco como es ganar dinero; ganar dinero para, además de pagar los gastos pertinentes, invertir en su propia calidad de vida en su tiempo libre.
    Ésto al fín y al cabo lo hace todo el mundo (los que son felices en su trabajo y los que no) y más en una sociedad como la de hoy en día tan consumista.

    Partiendo de que todos sabemos que la felicidad no es completa o es eso lo que se dice, yo pienso que uno puede ser feliz o no sólo trabajando dependiendo de cómo perciba dicha persona la felicidad (mucha gente es feliz haciendo feliz a los demás, valga la redundancia, o viendo que su labor tiene una transferencia material y positiva: un ejemplo sería el típico padre de familia de antaño que le hecha horas y horas para llevar el dinero a casa y que en ella no falte de nada, ni a su esposa ni a sus hijos).
    Por el contrario, también puede estar aquella persona que trabaja mucho, y le guste o no su trabajo, ve que no tiene casi tiempo libre para disfrutarlo, y lo invierte prácticamente en su totalidad para descansar.

    Es por ello que yo opino que es una pregunta muy compleja, cada uno tendrá una forma de pensar y así ocurrió en clase que cada uno tenía su propia opinión. Lo que si está claro es que en la sociedad de hoy en día, la mayoría de la gente entiende su "trabajo o tiempo de trabajo" como un medio para, más que como un fín en sí mismo, siendo aquí 'tiempo de trabajo' y 'tiempo libre' complementarios e interdependientes: la gente trabaja para luego en su tiempo libre invertir parte del dinero en actividades de ocio y disfrute.

    ResponElimina
  15. ¡Hola a todos! Xanty, gracias por la recomendación de ese vídeo, es interesante y si pudiera elegir, actuaría como el niño y elegiría también ser niña para siempre y me quedaría con Peter Pan y con mundos de fantasía. Por desgracia, no podemos realizar esa elección, nos hacemos adultos y, entre lo que eso significa, obtenemos responsabilidades y obligaciones.

    Como ha dicho una compañera, sin dinero hoy en día no podemos hacer casi nada, y, a menos que seamos afortunados y nos toque la lotería (u otros) o recibamos una buena herencia, parece que nuestra única opción para conseguir dinero es trabajar. De este modo, el trabajo pasa a ser algo necesario y, como dice Raül, una obligación.

    Una obligación que debemos cumplir durante muchos años, por eso como ha dicho también Alberto Pérez, nuestros mayores nos dicen que lo importante es trabajar en lo que nos gusta, ya que será más llevadero.

    De todos modos, yo creo que el hecho de trabajar en lo que te gusta sí que puede contribuir a la felicidad, teniendo claro que habrá días mejores que otros y en los que la motivación y las ganas de trabajar serán mayores. Y pienso que, si vemos el trabajo como una obligación agradable, afectará positivamente al resto del tiempo. Mientras que, si el trabajo nos causa malestar, ansiedad, etc., nos afectará negativamente en todos los ámbitos. A lo mejor es que llevo poco tiempo trabajando y aún me gusta lo que hago.

    Como anécdota, comentar que mi abuela a sus 77 años necesita trabajar para sentirse útil y feliz. Todos los días va a casa de sus hijas para ayudarles con las tareas domésticas. Y si algún día no hay nada que ella pueda hacer se queda triste y por más que yo le digo que ya ha trabajado demasiado durante toda su vida no le convenzo. Parece que su felicidad va en función de sentirse útil para trabajar, aunque no lo necesite.

    ResponElimina